Peores excusas para el sexo

Desde que el mundo es mundo, hombres y mujeres han recurrido a infinitas excusas para evadir el coito. Lo que más curioso nos resulta es que, en muchas ocasiones, esas mismas excusas son una contradicción en sí misma.

De ahí que hayamos decidido no sólo montar nuestro Top 10 excusas para no tener sexo, sino que vamos a analizar cada una proponiéndoos una contestación acorde.

Las 10 peores excusas para no tener sexo

10. No tengo suficiente confianza contigo

Pues si no la tienes, aprovechemos para tener el mejor sexo de nuestra vida. Total, si la cosa no sale bien, como no hay confianza no hay nada que perder.

9. Podrían escucharnos

Pues aquí hay dos alternativas: o me das algo que morder, o me tapas la boca con la mano. O qué cojones, que nos oigan, que como mínimo les daremos envidia.

8. Estoy [email protected]

Pues mira, lo solucionamos de la siguiente manera. Tú te tumbas sin hacer nada y yo hago contigo lo que quiera. ¿No soluciona eso el problema?

7. Mañana madrugo

¿Y cuánto te crees que tardo en desahogarme? ¿Tres horas? Venga hombre, por 15 minutos que duermas más o menos no vas a estar menos [email protected] mañana.

6. Tengo mucha prisa

Pues te lo hago con la ropa puesta, no hay problema.

5. Tengo a otra persona en la cabeza

Si tienes algo con él, no soy [email protected] Si no lo tienes déjate de fantasías sexuales y vamos al lío.

4. Estoy en “esos días”

Si bien es cierto que habrán muchos reticentes, es el mejor pretexto para que probemos por atrás.

3. No quiero fastidiar nuestra amistad

Perdona, pero no estoy hablando de casarnos. Un cochino revolcón no hace daño a nadie, y si te consideras un adulto maduro deberías ser capaz de manejarlo.

2. No tengo ganas

¿De verdad? ¿Quién no tiene ganas de un inocente revolcón de vez en cuando? Y mira que me parece raro que esta excusa sea de las más utilizadas, si no tienes ganas de sexo, espera a que te caliente un poco y ya verás. Parece realmente una invitación a que empiece yo.

1. Me duele la cabeza

La excusa para no tener sexo por excelencia, y lo más curioso de todo es que la ciencia está harta de dar razones de que los orgasmos pueden curar las migrañas.

¿Te suenan?

Seguro que sí, o bien porque las hayas usado o porque las hayas sufrido. ¿Nos cuentas tu historia?

¿Algo que añadir?